El Palacio de Ferrer, guardián en el Parque Martí


El Palacio de Ferrer, guardián en el Parque MartíEn la ciudad cubana de Cienfuegos los pobladores dicen que se refugió del calor abrasador en junio de 1920 en su habitación bien ventilada. Se trata del famoso tenor italiano Enrico Caruso quien cantaba más tarde esa noche en el cercano teatro Tomás Terry, pero primero quería descansar en la espaciosa sala de este palacio de Cienfuegos.

José Ferrer Sires, fue un rico catalán que vivio en Cienfuegos y había puesto todo el esfuerzo y parte de su gran fortuna en la construcción del edificio. El trabajo, que duró sólo un año, se basó en un diseño del famoso arquitecto local Pablo Donato Carbonell, autor de obras como la Casa de Valle-un símbolo de elegancia locales eclecticismo y el majestuoso cementerio Tomás Acea, una réplica de la Partenón.

El experimentado diseñador puso el sabor artístico del modernismo catalán en la mansión de dos pisos. El primer piso fue destinado para el almacenamiento de mercancías, es por eso que se desnuda de adornos y más de seis metros de alto. El segundo piso, por el contrario, muestra una fiesta de la cerámica de mármol, hierro y cristal, que, junto con la alta calidad y buen gusto de la ornamentación, han dado una elegancia característica de este rincón del Parque José Martí, fundador y centro administrativo de la ciudad.

Sin embargo, todo este exceso de elegancia no fue el resultado de la excentricidad por parte del comerciante influyente, sino más bien un estilo común entre los ricos pueblo cubano en aquellos días.

El hecho es que es una verdadera lástima que después de todo, la inspiración y el esfuerzo que el diseñador había puesto para satisfacer el gusto refinado de los Ferrers, la familia pronto se trasladó a la próspera ciudad de La Habana y la casa quedó abandonada hasta que los Caicedos lo compraron. Fue una de las familias más ricas de Cienfuegos y vivieron en el palacio hasta la década de 1970.

El primer piso aloja una farmacia que, tras el proceso de nacionalización de la revolución dio paso a un almacén de suministros médicos. La Casa de la Cultura tomó el segundo piso hasta que el marcado deterioro del famoso palacio obligó a su cierre. El edificio está atravesando un proceso de para convertirlo de nuevo en un palacio, pero esta vez será Palacio de la Cultura de Cienfuegos.

Anuncios

Acerca de Sabdiel Batista Díaz

Licenciado en Periodismo, UCLV, 2007. Máster en Historia y Antropología, UCF, 2014.

Publicado el agosto 25, 2015 en Edificios, Noticias de mi ciudad, Patrimonio material y etiquetado en , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: